Hola

Quiero daros la bienvenida a todos los que estáis aterrizando en el Reino de la Mermelada por primera vez. Esta es una ventana abierta a través de la que podéis asomaros a lo que es mi día a día. Si llegáis aquí buscando respuestas o información sobre la leucemia infantil, que sepáis que las respuestas están en vosotros mismos, yo sólo puedo compartir las mías. Agarraos fuerte que vienen curvas.

lunes, 25 de septiembre de 2017

Misceláneo

Echo de menos el mar, estoy profundamente enamorada de Cádiz, mi contrario lo sabe y no está celoso.
Hace fresco por la mañana, empiezo con el dolor de garganta, que fastidio.
Me he cambiado el color de pelo. En realidad lo cambié justo antes de irme a la playa pero quería ver el resultado con el sol y el mar antes de cantar victoria.
Canto victoria con mi nuevo color, es lo más parecido a mi color original que he conseguido, quizás ligeramente más claro, pero muy ligeramente.
Al fin he conseguido que no tire a naranja.
El que no tire a naranja tiene truco, un champú morado para pelo blanco. Y todo eso gracias a un "estilista" que me cautivó cuando el 26 de Diciembre pasado me cortó las puntas.
Está muy solicitado y yo tengo poco tiempo.
He engordado.
He retapizado mis sillas de salón.
He vuelto al endocrino, al de siempre, una vez por semana.
La dieta estricta no me aburre, me he desinflado un poco. Poco.
Empiezo a pensar en Navidad.
Quiero dormir.
Sigo enamorada de mis hijos.
A mi Hada ya le quitan los brackets. ¡Aleluya!.
Mi vida profesional sigue siendo una mierda.
Necesito un zumo de naranja, ya.

2 comentarios:

Irene, Umpa Lumpa & cía dijo...

Me encanta la escritura automática. Así... que fluya.
Necesito un cola cao... YA... pero en -mi casa- casa de mis padres... compran mierdacao... y ya no me gusta.
Han invadido -mi habitación- la que era mi habitación... Y ahora solo queda el piano y unas muñecas de principios de los 90 con pósters extraños que me niego a quitar. Hay ropa en el armario de tallas muy diversas (incluyendo una 34 de pantalón... jesusito de mi vida que eres niño como yo...) que me niego a tirar... o a regalar. Además lo blanco ya es amarillo.
Y a todo esto, me han ordenado en algo las estanterías (mi madre se cree que soy tonta, vamos) y por ahí debían estar mis diarios de adolescente que sin duda ha tenido que leer.
No leas los diarios de tu hada, pliss. Aunque te los encuentres abiertos por la primera página con un cartel que diga: LÉEME... (rollo el "cómeme" de Alicia en el país de las maravillas)

Y yo con mi antojo de cola cao...
y con mi culo que ni en sueños entrará en una 34.

Irene, Umpa Lumpa & cía dijo...

Y yo... que acabo de leer y comentar la entrada anterior...
Ahora necesito dos cola caos para poder dormirme... Y yo sin cola cao...