Hola

Quiero daros la bienvenida a todos los que estáis aterrizando en el Reino de la Mermelada por primera vez. Esta es una ventana abierta a través de la que podéis asomaros a lo que es mi día a día. Si llegáis aquí buscando respuestas o información sobre la leucemia infantil, que sepáis que las respuestas están en vosotros mismos, yo sólo puedo compartir las mías. Agarraos fuerte que vienen curvas.

sábado, 21 de septiembre de 2019

Verano 2019

No tengo excusa, bueno tampoco tengo tiempo, pero tengo menos excusa que tiempo y de este último tengo muy poco.
Parece mentira que hayan pasado casi dos meses desde mi última entrada, y mira que hice fotos de (casi) todas las cosas y pedidos de rebajas, pero ahí se quedó mi entrada...
Empieza el otoño, no me gusta el otoño, así que os cuento el verano.
Trabajé hasta el 2 de agosto, viernes, y en cuanto salí a las 3, pasé por casa, comí algo, metí a mis tres duendes en el coche y nos fuimos a Benidorm. A mi contrario no le gusta así que se quedó trabajando (creo que cuando nos vio salir le dio bastante envidia). A pesar de que esperaba mucho tráfico, no lo había así que genial, llegamos a las 21:00, los santos padres, los míos, habían dejado todo listo unos días antes. Pasé unos días geniales con mis hijos, playa, playa y más playa, cenitas fuera y siestas. Los abuelos llegaron el lunes así que pudimos disfrutar de ellos. Aprovechamos la mañana del martes 6 de agosto para remojarnos y nos volvimos por la tarde.
El miércoles fue para hacer maletas porque el jueves empezábamos EL VIAJE así con mayúsculas. Vuelo de Madrid a Los Ángeles. ¡Qué horror de ciudad, por nada del mundo viviría allí!. Pero fuimos a Universal Studios y nos encantó y a Hollywood boulevard y a Rodeo Drive y a Santa Mónica.
De ahí fuimos a Anaheim, que está como a 40 km, a los parque de Disney, dos, el Disney Land y Adventure park.
Tengo que deciros que creo que yo fui la que más disfruté los parque, creo que la niña que hay en mí sale demasiado a menudo.
Desde ahí empezamos el viaje cultural. Alquilamos un coche y ale, a hacer kilómetros. Salimos hacia Las vegas, otra ciudad espantosa, pero hay que ir para ir al Gran Cañón, y vaya si fuimos, dos veces, una en helicóptero y otra en coche para hacer el "skywalk" que es, por si no lo sabéis una especie de pasarela semicircular con suelo de cristal sobre el cañón, impresionante. También tuvimos tiempo de ir de outlets, qué orgía de compras, yo no, los chicos de ropa deportiva, mi Hada de bolsos y mi contrario de ropa, tanto compramos que tuvimos que hacernos con una maleta extra...
De Las Vegas la idea era ir a San Francisco, pero la distancia nos obligaba a hacer noche. Fuimos a una estación de esquí maravillosa en Mannouth Lakes, y de ahí, tampranito salimos para atravesar Yosemite, que nos encantó. Los chicos se bañaron el el lago Tenaya, fue toda una experiencia.
Llegamos a San Francisco de noche.
Me gusta San Francisco, y a mi contrario más que estudió allí un año de su carrera. Tuvimos que hacer visitas obligatorias a la universidad de Berkeley y a Stanford pero es que mi Hada ha decidido estudiar allí..., mejor lo dejo para otra entrada
Pero fuimos a Carmel, a Monterey a ver el acuario que es maravilloso, a Sausalito, a Tiburón y a Muir Woods, también a Alcatraz, a Fisherman wharf y al Pier 39.
Caminamos lo nuestro y lo disfrutamos cantidad.
El martes 27 llegamos de vuelta, con tiempo suficiente para lavar y planchar, el viernes 30 mi Hada salía de nuevo para Boston (intercambio escolar de 15 días) y el resto a la Costa Brava. Para mi fue sólo el fin de semana porque el día 2 me incorporé a la guerra, pero los chicos se quedaron hasta el jueves.
Total, que ya estamos cada uno en nuestro puesto y parece que hayan asado mil años desde ese dos de agosto, ya estoy esperando las próximas vacaciones mientras aún me quedan prendas de las rebajas por estrenar.

2 comentarios:

MATT dijo...

Eso son vacaciones, ¡sí señora!!
Nosotros hicimos un viaje similar hace seis veranos. Dejé varias entradas en el blog ese verano 2013. Nuestro viaje fue a la inversa, empezando en san francisco- josemite- las vegas- los angeles y vuelta a san francisco por la bahía de Monterrey.
Lo peor del viaje los angeles y lo que no repetiría porque con una vez me vale las Vegas.
Cuando Almudena sea más mayor me gustaría repetir pero excluyendo estas dos semanas y metiendo a San Diego.
Yo por el Carmel y toda esa costa hasta San Francisco podría pasarme un verano entero.

Tienes que contar lo de que la niña se te va a estudiar allí. Me has dejado impactada... te veo con doble residencia!

Muchos besos

Mujaitun Tukiman dijo...

https://www.cekaja.com/investasi-sekuritas